Silencio, por favor


Del simple martilleo de un bolígrafo a un recurrente estornudo. La verdad es que los ruidos cotidianos de baja intensidad resultan insoportables para aquellos que sufren un problema llamado misofonía. Un padecimiento que puede llegar a ser obsesivo y se ha convertido en un nuevo objeto de estudio. Hablamos de la molestia de ruidos cotidianos con nuestros contertulios Fernando Díaz, Jorge Fernández, Enrique Angurell y Mateus Rodrigues. Visítanos en radioencuentro.net o baja nuestra aplicación Radio Encuentro para Android y para iPhone.
Ir a descargar

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s